¿Ha notado que la mayoría de los productos que compramos son desechables? El consumismo inconsciente promueve innumerables problemas nocivos para el medio ambiente y, en consecuencia, para la salud humana.

Los avances tecnológicos nos dan la impresión de que siempre estamos desactualizados, y nos inducen a la compra de productos más modernos, resultando en el descarte del anterior. A este fenómeno se le denomina obsolescencia programada, que se refiere al poder que tiene la industria para fabricar productos programados para fallar.

La Economía Circular, que vamos a explicarle en este artículo, es un concepto que fue creado para minimizar el impacto negativo del consumo en las próximas generaciones.

Empecemos por la economía lineal que le dicta el proceso de compra y descarte a los consumidores, en el que se lanzan nuevos productos. Las personas realizan la compra y poco después se enfrentan a un artículo nuevo y exclusivo de la misma marca, donde inconscientemente se les induce a comprar nuevamente y descartar el producto anterior.

Lo que muchos no tienen en cuenta es la limitación que posee nuestro planeta frente a los recursos naturales, estamos orientando recursos que son finitos, hacia el camino de la escasez. Prácticamente toda la materia nueva producida a partir del plástico proviene de recursos naturales.

Por esto, cabe recordar que la mayoría de los desechos se redireccionan a vertederos,  y para el año 2050, podríamos estar produciendo anualmente, cerca de 3,4 billones de toneladas de residuos.

Por el contrario, innumerables organizaciones están adoptando el modelo de economía circular, enfocado al rediseño de nuestros sistemas, procesos y productos permitiendo que los bienes se utilicen por más tiempo, sean mejor reaprovechados o reciclados de una manera más eficiente.

Este modelo tiene como objetivo mostrar la realidad detrás de la obsolescencia programada, mostrando la funcionalidad real y durabilidad de un artículo dado, proponiendo a menudo que, con un mantenimiento y uso adecuado, muchos productos pueden durar el doble de lo sugerido por el fabricante. Otro dato de suma importancia está ligado al uso de empaques plásticos, donde más del 95% del valor es desperdiciado todos los años, totalizando un costo de más de 650 millones de reales.

Debemos usar la lógica para comprender que la producción y el consumismo exagerado pueden provocar catástrofes ambientales, pues los recursos naturales disminuyen, y el desperdicio aumenta y se acumula. Existen 3 factores principales que están impulsando el cambio global hacia una economía circular:

Factor económico

Las organizaciones deben realizar cambios hacia prácticas más sustentables. El Compromiso Global de la Nueva Economía del Plástico fue firmado en 2018 por más de 400 organizaciones para eliminar residuos de plástico y contaminación.

Factor regulador

La inspección es cada vez más rígida y exigente, pronto las empresas estarán prestando más atención a la prevención de prácticas desperdiciadoras. Además de esto, algunos gobiernos ofrecen incentivos fiscales para las instituciones que siguen acciones sustentables, una vía de doble sentido.

Factor social

El consumidor también está cambiando sus hábitos, buscando informaciones sobre el origen de los productos y procedimientos de la empresa. La sociedad es cada vez más consciente.

Grandes corporaciones ya están inmersas en las prácticas sustentables de la economía circular, hay empresas reconocidas mundialmente que adoptaron herramientas y métodos visualizando un futuro próspero para las próximas generaciones. Algunos ejemplos:

Philips: Light-as-a-service que proporciona iluminación sin la necesidad de lámparas;

Levi Strauss: Reutiliza la ropa vieja en material para aislamiento térmico de edificios, tapicería y ropa nueva;

Toshiba: Con la creación de la primera impresora multifuncional. El tóner borrable sensible al calor puede realizar hasta cinco reimpresiones por página;

Renault: Con trenes, motores y cajas de cambio de vehículos antiguos reacondicionados a un estado casi nuevo.

Nuestra empresa es socia de la sustentabilidad del Planeta, uno de los 17 desafíos Globales enumerados por la ONU. Nosotros tenemos el papel de difundir información pertinente sobre las prácticas sustentables que ayudarán al medio ambiente a recuperarse ante tantas devastaciones provocadas por el ser humano. Además de todo el contenido relevante, le ofrecemos la oportunidad y la posibilidad de adoptar maneras sustentables de gestionar el ciclo de vida del residuo.

La decisión está en nuestras manos. ¿Desea que sus hijos, nietos y bisnietos disfruten de un medio ambiente vistoso y repleto de vida? ¡Comience el cambio hoy!

Fuente: https://www.visualcapitalist.com/the-circular-economy-redesigning-our-planets-future/

Publicaciones relacionadas:

Relacionadas